Colored-Cross-Matara-Transparent_edited.png

Trabajo

WhatsApp Image 2021-02-23 at 11.37.06.jpeg

“La soledad perfecta en el trabajo consistirá no en alejarse de los demás sino en mantenerse en la presencia divina".

(Card. Wyszynsky)

WhatsApp Image 2021-02-24 at 16.38.jpg

La vida monástica consiste en la búsqueda de Dios según las huellas de Cristo. Para alcanzar tal fin la monja no se limita a una sola actividad o a un solo medio. A la oración litúrgica y privada la monja deberá, como medio para realizar la santidad de su vocación, unir el trabajo: el intelectual y el manual, como decía San Benito: “en determinados momentos deben ocuparse los hermanos en el trabajo manual y a ciertas horas en la lectura espiritual”. Cualquiera fuese el tipo de trabajo a realizar, la contemplativa tendrá siempre presente la finalidad principal: la unión con Dios.

San Benito, padre del monacato occidental, tenía como máxima "ora et labora". 

En silencio, buscando permanecer siempre en unión con el divino Esposo, las contemplativas realizan distintos oficios para mantener el orden de la casa, y dedican también un tiempo al trabajo manual: costura de ornamentos litúrgicos, confección de dulces artesanales y artículos religiosos, también se dedican al arte sacro. Es de gran importancia para la vida contemplativa el trabajo en la huerta o jardín.

“Un aspecto esencial de vuestra pobreza será, pues, el de atestiguar el sentido humano del trabajo, realizado en libertad de espíritu y restituido a su naturaleza de medio de sustentación y de servicio”(Perfectae Caritatis).